• Viernes 19 de octubre de 2018


El TDAH se presenta en cualquier etapa de la vida

El TDAH se presenta en cualquier etapa de la vida

Comparte esta nota

El trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) tiene un gran impacto psicosocial en las relaciones familiares, escolares, sociales y laborales. Por lo general no se diagnostica de manera oportuna, lo cual afecta la calidad de vida de quien lo padece; además,  ahora se sabe que las personas con este padecimiento pueden presentar problemas de autoestima, depresión e incluso adicciones.

El TDAH es un trastorno crónico neurobiológico en el que están involucrados factores genéticos y ambientales. Se origina en el cerebro por disfunción en las redes neuronales y por la alteración de neurotransmisores como la dopamina (implicada en procesos de atención y movimiento) y la noradrenalina (relacionada con procesos de atención, concentración y memoria).

La doctora Silvia Ortiz León, del Departamento de Psiquiatría y Salud Mental de la Facultad de Medicina de la UNAM, explicó que “es un trastorno principalmente de origen genético con un factor de heredabilidad, es decir, que si en la familia alguien tiene esta problemática, puede ser que otros familiares también la padezcan”.

Puede presentarse en cualquier etapa de la vida y los síntomas principales que lo caracterizan son: déficit de atención, hiperactividad e impulsividad. El diagnóstico clínico de TDAH puede ser realizado por el pediatra, especialistas en psiquiatría infantil o el neuropediatra;  se realiza bajo los criterios de la Clasificación Internacional de las Enfermedades de la OMS CIE 10 y los del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM, por sus siglas en inglés).

La investigadora señaló que, de acuerdo a estas guías, para que un niño pueda ser diagnosticado con este trastorno debe presentar por lo menos 6 de 9 síntomas de desatención, durante seis meses y antes de los siete años; sin embargo, después de consensos científicos internacionales, otra edad de inicio que en la actualidad se toma en cuenta para los adolescentes y adultos es entre los 12 y 17 años.

El tratamiento debe ser multimodal y consiste en la administración de fármacos estimulantes o no estimulantes, así como en la psicoeducación, a través de la cual se le informa a los padres, a los adolescentes y adultos de qué se trata dicho padecimiento, cuáles son sus manifestaciones, las consecuencias de no tratarlo, y el tratamiento necesario.

Además, la terapia cognitivo conductual individual o grupal es considerada la intervención no farmacológica más eficaz para las personas con TDAH, aunque la doctora Silvia Ortiz aclaró que no sustituye el tratamiento farmacológico.

Según la edad es la sintomatología que se presenta en los pacientes con TDAH

Las manifestaciones clínicas del TDAH son distintas de acuerdo a la etapa de la vida en la que se presente. En los preescolares destacan la impulsividad e hiperactividad, además que se manifiesta una conducta desorganizada y agresiva que se acompaña de trastornos de sueño, incoordinación motriz, negativismo, opocisionismo y graves dificultades en la interacción social. En los escolares es muy frecuente el bajo rendimiento escolar, así como la baja autoestima, los accidentes y los problemas de relaciones interpersonales.

En los adolescentes las principales características son la deserción escolar y el aumento del riesgo de abuso de alcohol u otras sustancias, así como los embarazos en este grupo de edad. En la vida adulta el TDAH está asociado con problemas académicos en el nivel superior, laborales, familiares, de pareja y abuso de alcohol y sustancias.

Afectaciones cotidianas

  • Antecedentes del nombre. Se le ha llamado problema moral de los niños, disfunción cerebral mínima y daño cerebral mínimo. Desde los años 80 se conoce como Trastorno por Déficit de la Atención e Hiperactividad.
  • Múltiples aspectos se trastornan. El TDAH es la primera causa de atención psiquiatría en los niños. Algunas comorbilidades que se presentan son trastornos de la conducta, de ansiedad, depresión y de aprendizaje.
  • Estar atentos a los síntomas. Por lo general el TDAH se diagnostica cuando el niño ingresa a la escuela y tiene un bajo rendimiento escolar, aunque algunos padres llegan a identificar los síntomas desde antes.

 

La Fundación es una organización establecida en favor de las causas y objetivos de la Universidad Nacional Autónoma de México y para fortalecer su imagen como nuestra Máxima Casa de Estudios, tanto en México como en el extranjero.

Suscribete al Feed

¿Quieres comentar?

Dirección: Pennsylvania 203, Nápoles, Benito Juárez, 03810 Ciudad de México, Distrito Federal
Powered by: Layer & Soluciones IM
//jQuery(window).load(function(){ //jQuery('#myModal').modal('show'); //});