• Sábado 21 de abril de 2018


Estresores urbanos afectan a ciudadanos

Estresores urbanos afectan a ciudadanos

Una nota de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia UNAM

Comparte esta nota

Ocho millones 851 mil 80 personas viven en el Distrito Federal. Estos casi 9 millones de habitantes salen todos los días de su hogar para ir a la escuela, al trabajo, al centro comercial, al parque… y de regreso. Durante las horas que transitan en la calle están expuestos a estímulos propios de un ambiente urbano que los afectan aunque no se den cuenta. ¿Cuál es el efecto de estos en sus habitantes?

El estrés es un mecanismo natural del cuerpo humano para reaccionar ante hechos potencialmente peligrosos. Cuando una persona se encuentra ante alguna situación que interpreta como amenazante, su organismo se estresa para enfrentarla. Los factores que lo provocan son diversos: problemas económicos o de pareja, fracaso laboral o una mala relación familiar. Sin embargo, las ciudades son lugares en donde existen estímulos que también provocan esta reacción y generalmente no nos percatamos.

El estrés ambiental urbano es provocado por las condiciones de vida de las grandes ciudades. De acuerdo con el maestro Javier Urbina Soria, catedrático de la Facultad de Psicología de la UNAM, en ciudades como el Distrito Federal abundan los estresores: vías de transporte congestionadas, la contaminación atmosférica y visual, el ruido, el hacinamiento (exceso de personas en un lugar) y las construcciones mal planeadas.

ESTRES-crvs

Esto no significa que los casi 9 millones de habitantes padezcan de estrés por encontrarse expuestos a estos factores todos los días. El maestro Urbina aclaró en entrevista que no todos reaccionamos de igual manera a los estresores. “Hay personas que llegan a disfrutar algunas situaciones que para otras serían aborrecibles, como el hacinamiento. A muchos, estas les parecen normales e incluso agradables, mientras que a otros les parecen condiciones odiosas”.

La diferencia en la respuesta a estos estímulos depende de factores tan diversos como los valores que le fueron inculcados a cada individuo, sus costumbres de interacción y su capacidad de adaptación. Por otro lado, el catedrático de la UNAM señaló que hay situaciones que afectan a las personas aunque logren adaptarse a ellas y no se sientan irritadas; por ejemplo, la exposición constante al ruido provoca que la capacidad auditiva disminuya y la contaminación atmosférica incide en el sistema respiratorio. Si bien, hay efectos incuestionables de algunos factores exteriores en el organismo, todos ellos forman parte del día a día en la ciudad y cada persona responderá con estrés o no a ellos, dependiendo de las circunstancias y de la valoración que el individuo le asigne.

Estresores

TERCIAs-01--(1)

 

 

 

Estruendo constante. El tránsito, los diferentes tipos de transporte, las obras públicas y las industrias producen ruido. A nivel fisiológico está relacionado con enfermedades cardiacas y males renales.

 

 

 

 

 

 

Contaminación atmosférica. Es provocada principalmente por la circulación vehicular y sus efectos pueden ir desde la modificación de procesos sensoriales hasta la disminución de la capacidad de trabajo.

 

 

 

 

 

 

 

Conglomeración de personas. También conocido como hacinamiento, su efecto depende de cada individuo: a alguien puede no molestarle, mientras que otro lo volverá “loco”.

 

 

 

¿Qué hacer?

Evitar el estrés ambiental es imposible, pero existen técnicas para enfrentarlo.

Ejercicio. La actividad física constante provoca que el nivel de endorfinas en el cuerpo aumente. Estas sustancias pueden provocar la sensación de tranquilidad, felicidad e incluso creatividad.

Dieta saludable. Procurar una ingesta balanceada de alimentos también puede ayudar a controlar el estrés. Es recomendable no consumir cafeína y alcohol en exceso, así como evitar la automedicación.

Organización. Planear las actividades diarias es una práctica que puede evitar ciertas situaciones de estrés, como no llegar a tiempo a un lugar por falta de planeación para realizar el trayecto.

Interacción. Compartir las experiencias y sentimientos propios con alguien más es un recurso que ayuda a liberar estrés y puede permitirnos llegar a mejores conclusiones que haciéndolo por nuestra cuenta.

Otras opciones se encuentran en la tecnología y  podrás conocer 3 apps que te ayudarán a controlar el estrés: Fundación UNAM

 

Fuente| DGDC

La Fundación es una organización establecida en favor de las causas y objetivos de la Universidad Nacional Autónoma de México y para fortalecer su imagen como nuestra Máxima Casa de Estudios, tanto en México como en el extranjero.

Suscribete al Feed

¿Quieres comentar?

Dirección: Pennsylvania 203, Nápoles, Benito Juárez, 03810 Ciudad de México, Distrito Federal
Powered by: Layer & Soluciones IM
//jQuery(window).load(function(){ //jQuery('#myModal').modal('show'); //});