• Miércoles 22 de noviembre de 2017


¿Cómo potenciar las inteligencias?

¿Cómo potenciar las inteligencias?

Comparte esta nota

El hombre que conformó la teoría de las inteligencias múltiples advierte del peligro que se corre al desperdiciar el talento de los niños y jóvenes e indica algunas recomendaciones  para evitar que esto suceda.

Howard Gardner, premiado psicólogo y profesor de Harvard, padre de la teoría de las inteligencias múltiples, quien junto con su grupo de estudio ha  marcado la existencia de inteligencias en plural, y que pertenecen a ámbitos distintos, ya que para él no existe una única inteligencia sino ocho:

  1. Lingüística
  2. Lógico-matemática
  3. Visual-espacial: dibujar, interpretar un mapa
  4. Musical, la corporal: danza, deportes
  5. Intrapersonal: conocimiento de uno mism
  6. Interpersonal: conocimiento de los demás
  7. Naturalista: observación y clasificación de las cosas

Este concepto, además de reconocer al máximo nivel capacidades que antes eran menospreciadas frente a las habilidades académicas tradicionales, ha obligado a replantear el sistema educativo en el mundo.

Para Gardner es de suma importancia identificar el potencial de las personas, y la mejor manera de hacerlo es enseñar algo nuevo a alguien y ver cuánto tarda en aprenderlo. Quienes con mayor incidencia realicen de manera efectiva lo aprendido, claramente serán quienes tienen más potencial en ello, quienes no lo logren, simplemente tendrán que probar en otras áreas.

Indica también que todo el mundo posee todas las inteligencias, en distintos niveles,  aunque las circunstancias no son las mismas para todos. Hay quienes brillan genialmente en todos los tipos  de inteligencias y otros que no las desarrollan de igual manera.

También defiende que la importancia de su teoría reside en que muestra la existencia de diferentes perfiles: algunos tienen picos altos en algunas tareas y otros en otras, pero siempre se pueden mejorar las más bajas.

Apoyar a todos los estudiantes por igual

teoría-inteligencias-múltiples

 

Aconseja a los padres que para potenciar la inteligencia de sus hijos, presten mucha atención para averiguar qué es lo que verdaderamente les interesa, sin proyectar en ellos sus prioridades personales, pasiones ni debilidades.

En su opinión, los test de inteligencia no sirven y, por el contrario, suelen ser negativos, ya que marcan y discriminan a las personas. Para él, es mucho mejor descubrir en qué destaca alguien, qué debe aprender y ofrecerle ayuda para ello, darle diversas oportunidades para probar diferentes actividades y de esta manera conocer en cuáles se es verdaderamente brillante.

Gardner indica que la educación no necesariamente se centra en la escuela: también deben involucrarse otros actores como la familia, los medios de comunicación y la comunidad en general. Quienes imparten educación deben ser profesionales que cuenten con vocación y estén siempre dispuestos a demostrarlo.

Así reflexiona acerca de cómo en el mundo las sociedades desperdician el talento y son solo los privilegiados quienes tienen opciones. Pone como ejemplos a algunos de los sistemas educativos que se encuentran entre los mejores del  mundo como son el de Finlandia y Singapur, que en este sentido son totalmente planos y justos, ofreciendo las mismas oportunidades a todos sus estudiantes sin diferenciarlos por su nivel socioeconómico.

Por último, indica que en un sistema educativo realmente justo, los alumnos con desventajas tendrían a los mejores profesores y las mejores escuelas.

La Fundación es una organización establecida en favor de las causas y objetivos de la Universidad Nacional Autónoma de México y para fortalecer su imagen como nuestra Máxima Casa de Estudios, tanto en México como en el extranjero.

Suscribete al Feed

¿Quieres comentar?

Dirección: Pennsylvania 203, Nápoles, Benito Juárez, 03810 Ciudad de México, Distrito Federal
Powered by: Layer & Soluciones IM