fbpx

Fundación UNAM

¡No te pases en las fiestas decembrinas!

Las fiestas decembrinas son un buen pretexto para convivir de manera  estrecha con la familia, amigos y personas queridas, sin embargo, en ocasiones el espíritu navideño nos invade y olvidamos que los excesos pueden ser perjudiciales para la salud.

Algunos padecimientos gastrointestinales que pueden afectar a quienes gustan de comer platillos con exceso de grasa, irritantes o en gran cantidad, pueden ser: indigestión, reflujo, esteatosis, caries, entre otras consecuencias.

gastrointestinales_contenido2

El estómago segrega ácido y pepsina, necesarios para la digestión de los alimentos. Si la válvula que separa el esófago del estómago se relaja en exceso, permite el escape del ácido hacia el esófago, provocando pequeñas heridas.

Los síntomas más comunes del reflujo con: sensación de que el alimento se atora por detrás del esternón, acidez gástrica o dolor urente en el pecho, náuseas después de comer; mientras que los síntomas menos frecuentes son: devolver el alimento, tos o sibilancias, dificultad para deglutir, hipo, ronquera o cambios en la voz y dolor de garganta.

La indigestión es un conjunto de trastornos digestivos que provocan vómitos, diarrea, dolores abdominales y malestar general. Esta indigestión generalmente se produce después de un exceso de comida.

gastrointestinales_contenido1

Asimismo, el exceso de carbohidratos dulces producen las caries, especialmente en los niños.

Por lo que en estas fiestas decembrinas es necesario mantener una dieta equilibrada y comer sano, siempre eligiendo los alimentos naturales e integrales a los fabricados o comunes. Y sobre todo no excederse en la ingesta de alimentos ricos en grasas o irritantes.

También te puede interesar | Cuidado con los alimentos contaminados

Fuente: Dirección General de Comunicación Social, UNAM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *